La hidratación en el deporte.

 en entrenamiento, nutrición

Los beneficios del deporte son enormes y las investigaciones recientes han logrado cuantificarlos. Una habitual práctica deportiva mejora las relaciones sexuales, ayuda a combatir la ansiedad, y por si fuera poco, aumenta el cociente intelectual y la esperanza de vida. La cantidad de agua que se pierde con la actividad física es muy alta, por lo que la reposición de líquidos es clave.

En condiciones normales, nuestro organismo pierde más de medio litro de agua a través de la piel y la respiración. Cuando sube la temperatura ambiente o realizamos ejercicio físico intenso, estas pérdidas pueden aumentar hasta el litro y medio, ocasionando un cuadro de deshidratación que es necesario compensar con la ingesta de agua o líquidos ricos en electrolitos que nos aporten sodio y potasio.

Recomendaciones.

Es de vital importancia la rehidratación del cuerpo antes, durante y tras la práctica deportiva intensa ya que podemos llegar a exudar hasta 2 litros de sudor por hora.

Debemos llevar siempre con nosotros una botella, ya sea de agua o de bebida isotónica.

ANTES: la ingesta de agua una media hora antes del ejercicio disminuye el posterior aumento de la temperatura corporal, lo que hace que se necesite un esfuerzo menor para llevar a cabo la práctica deportiva.

DURANTE: beber durante el ejercicio no tiene consecuencias perjudiciales, como afirma la creencia popular. Ni aumenta la sed ni hace daño al estómago. Si tienes sed bebe! es lo que te pide el cuerpo.

FIN: Al finalizar el entrenamiento es muy importante reponer los líquidos perdidos para que el cuerpo se recupere cuanto antes. Si el entrenamiento ha sido intenso también se recomiendan las bebidas isotónicas para asegurar la necesaria presencia de sales minerales y de azúcar en el organismo.

Ten en cuenta todo estas recomendaciones para mantenerte protegid@ de los efectos nocivos de la deshidratación y podrás experimentar un mejor rendimiento físico y mental.

 

Riesgos de la falta de hidratación.

Si no reponemos al tiempo las reservas hídricas:

  • Se producirá un descenso del caudal de sangre
  • Falta de oxigenación muscular.
  • Bajará nuestro rendimiento
  • Puede derivar en complicaciones como desorientación, cefaleas, taquicardia, calambres musculares, agotamiento, vómitos e incluso fiebre.

La mala hidratación pone en riesgo nuestra salud y también la consecución de nuestros objetivos deportivos. Así que no te olvides tu botella.

Botellas de agua

Hemos seleccionado algunas botellas que nos han encantado por si aún no tienes la tuya que te sirvan de inspiración.  Trata de no comprar cada día una botella de plástico de un sólo uso esto a la larga ayudará a tu bolsillo y al planeta

  1. Azul turquesa 550 ml
  2. Mismatch Equa 750ml
  3. Botella con Neopreno Negro 1lt

Si te ha interesado este post seguro que también te interesa estos otros

5 claves para una vida wellness

Placeres…

Entradas recientes

Deja un comentario

acelera metabolismo6 formas de hacer sentadillas